Distintas mascarillas para el rostro

La belleza facial es uno de los puntos más importantes que se trabajan en la estética así que es precisito desarrollar distintos temas relacionados con ella, hoy nos  concentraremos principalmente  en los tipos de mascarillas que realmente podemos usar para vernos más bellas.

Miel y Almendras

Principalmente se usa como un exfoliante, o sea permite estimular los vasos capilares y favorece la nutrición en los tejidos de la piel, permite conseguir  que la piel tenga una apariencia más juvenil, y no es necesario más que una cuchara de miel y dos almendras que se triturarían y mesclarían con la miel en un mortero.

Mascarillas de frutas

Las mascarillas de frutas se deben usar  durante un periodo máximo de 15 minutos y su fin es el de permitir que la piel se hidrate con más facilidad, o de recuperar la cantidad de líquido perdía en ella durante nuestras actividades cotidianas.

Mascarilla de Pepino

Se usa principalmente cuando uno ha sometido a la piel a un proceso de deshidratación prolongado, por ejemplo tomar el sol  en la playa, mas allá de haber utilizado bronceadores o bloqueadores solares es preciso usar esta mascarilla para que la piel de la acara recupere su condición de humedad natural luego de habernos bronceado, esto permitirá que tu piel quede más fresca y humectada.

Mascarilla de Yogurt

Es una técnica empleada desde hace poco para poder eliminar arrugas e imperfecciones de la piel, pero no tiene resultados inmediatos, para tener un efecto debe aplicarse durante 20 minutos cada día durante varias semanas, al empezar un mes uno podrá  ya empezar sus efectos regeneradores y rejuvenecedores.

Mascarilla de yuca

Podría sonar raro  colocar usar mascarillas de tapioca, pero es una técnica que se puede usar cuando la piel de nosotras produce o segrega demasiada grasa la cual aunque nos bañemos permanece dándonos un mala aspecto, la yuca como sabemos es un alimento  con almidón el cual al molerse y colocar como mascarilla durante unos 20 minutos permite que  toda esa grasa sea absorbida y así le da un aspecto mucho más fresco y limpio a nuestro rostro.

Conclusión

Hemos observado entonces las opciones  que tenemos para hacer que nuestra piel  tenga la apariencia más estética posible, también se podría ir combinando entre días los métodos que citamos pero siempre teniendo en cuenta que no hay que abusar de ninguno de ellos porque a la larga podrían tener resultados contraproducentes.

Deja un comentario